Durante las dos últimas semanas, los alumnos y alumnas de 4º de Primaria, como ya es tradicional, hemos pasado unos días en la granja-escuela de Baratze. Es un momento que todos esperábamos con ilusión; unos porque ya habíamos estado en 2º y lo recordábamos como un momento feliz, y otros porque llevábamos tiempo oyendo hablar con entusiasmo de ello a los compañeros. Allí, entre juegos, talleres y otras actividades hemos ido consiguiendo, sin apenas darnos cuenta, los objetivos que esta actividad persigue: utilizar el euskera fuera del ámbito escolar, acercarnos a la naturaleza y a la vida en un caserío, relacionarnos en un ambiente más distendido o fomentar nuestra autonomía personal y el conocimiento que tenemos de nosotros mismos… Pero sobre todo, hemos pasado tres días de los que guardaremos muchos y buenos recuerdos. Da un poco de pena, pero nos queda la ilusión de que en 6º volveremos.IMG_7203.jpg

Noticias relacionadas